Y un día volví…

“Cada loco con su tema” dice una canción del nano. Y es así. Hace poco más de una semana decidí que con el blog no basta. Necesito poner en palabras ese malestar que me nubla desde que la maternidad tocó mi puerta. Desde que obstetras y enfermeras violentaron nuestro primer acercamiento con Muriel.
Decidí volver a terapia. Recuperar un mínimo espacio para mí. Respirar egoísmo por una hora. Vomitar mi alma. Vaciar mi mochila. Alivianar mi paso. Sanar mis heridas aunque las cicatrices sean eternas.
Así que hoy di el segundo paso y volví. Estaba ansiosa, pero me permití disfrutar el viaje sola en bondi y sentada en un asiento sin prioridad para personas con movilidad reducida. Me sentía rara, pero encendida. La lluvia hizo lo propio. Al final voy a tener que creer en los buenos augurios que trae el agua.
Pasé por Flores, el barrio que vio nacer y crecer a mi hija hasta sus 7 meses. Por la eterna Avenida Rivadavia con su caos que es bocina. El Parque Centenario todavía guarda el secreto de mil y una historias en su jaula de hierro. La vieja cede de la facu ya no es lo que era. El bar “Los caminantes” sigue ahí, en esa esquina. Era una “veinteañera” caminando por los alrededores de Corrientes y Angel Gallardo. Otra vez era parte de la multitud como antes, como siempre. Sus olores, sus colores y el día gris que anunciaba un pronto cielo abierto. Cada lugar me resultó familiar como si el tiempo no hubiese pasado. Soplan dientes de león en mi cabeza.

Llegué a la entrevista y me sentí en casa…

 

Anuncios

21 thoughts on “Y un día volví…

  1. Hola preciosa, me alegra que hayas decidido salir y encontrarte. Cada una a su modo, pero es necesario sacar nuestros miedos y vaciar nuestra alma. Si ir a terapia es el canino y la solución, pues me encanta el paso que has dado. Y mas veces también me lo planteo, pero me gustaría hablar con alguien que de verdad sepa, no con cualquiera que tenga un título. Una vez fui a una psicóloga dos veces y lo dejé porque no me daba ninguna confianza…
    Espero tus noticia y tus progresos.
    Besazos mi niña

    Me gusta

  2. Por un momento me pareció estar leyendo el principio de una novela. Y quiero saber más de esa protagonista tan apasionada y apasionante, quiero saber de esa época veinteañera, pero sobre todo leer el final feliz que nadie merece más que ella.
    Sabes que tienes mi cariño y mi apoyo, que te quiero y que siempre me tendrás “al otro lado” si necesitas terapia de grupo 😉
    Besos, y todo todo todo mi cariño, Dulci.

    Me gusta

  3. Me alegro que pienses en ti y que estes buscando solucion a los problemas que te acechen, piensa que si tu estas bien las personas que estan a tu lado tambien lo estaran, espero que esto te sirva de ayuda y por fin se quiten esos miedos que te indundan, Te quiero amiga! haber si hablamos un poquillo! Besazos y cuidate

    Me gusta

¿Qué opinás?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s